Pulsa la lupa para buscar en la web
miércoles, 21 de febrero de 2024

No hay productos en el carrito.

Ventajas de contar con un profesional colegiado

En una sociedad tan cambiante como la nuestra en la que todo se mueve tan deprisa, en muchas ocasiones no nos paramos a pensar y reflexionar sobre los pros y los contras de nuestras decisiones, tomadas generalmente precipitadas o poco mesuradas. Dejamos de valorar aspectos importantes, muchas veces preventivos, y decidimos sobre la base de la practicidad y el pragmatismo o meramente por el aspecto económico. Así pues, presas de esa decisión, contratamos a un “técnico” no colegiado y obviamos la importancia de ponernos en manos de un profesional cualificado con las garantías que ofrece su pertenencia a su Colegio Profesional. Corporación ésta que da prestigio al trabajo de sus colegiados, avala su formación como profesionales y da fe de que, entre muchos y diferentes aspectos, el profesional en el que vamos a depositar nuestra confianza y al que vamos a realizar nuestro encargo está habilitado profesionalmente y, además, dispone de un seguro obligatorio de responsabilidad civil profesional que, caso de producirse un siniestro, cubrirá la responsabilidad exigible a dicho técnico. Todo ello queda confirmado a través del visado colegial. Y además, el Colegio ampara también los derechos de los usuarios ante las acciones de sus colegiados.

Entonces, ¿qué me aporta contratar los servicios de un profesional colegiado?

Garantía de capacitación técnica.

La colegiación certifica que el técnico colegiado dispone de la titulación académica requerida y de la formación adecuada para dar un servicio de calidad.

Garantía ética.

Los ingenieros técnicos industriales colegiados están sometidos al cumplimiento obligatorio del Código Deontológico Profesional y al régimen disciplinario del Colegio, pudiendo este último mediar en caso de conflicto entre colegiado y cliente o tramitar las quejas y reclamaciones que se presenten.

Garantía de aseguramiento profesional.

El Colegio de Peritos e Ingenieros Técnicos Industriales de Granada vigila para que todos los técnicos colegiados que ejercen la profesión, bien en el libre ejercicio de la misma, como autónomos, bien como asalariados de empresa, dispongan de un seguro de responsabilidad civil que cubra los posibles daños y perjuicios que se les puedan exigir por el desempeño de su trabajo profesional. Además, el Colegio dispone de una póliza de seguro colectiva en la que facilita la adscripción voluntaria a sus colegiados en el caso de no disponer de seguro propio.

Garantía añadida: el visado de los trabajos profesionales.

El visado de los trabajos profesionales de nuestros colegiados certifica la corrección formal de dichos trabajos y la habilitación de su autor, por cuanto que certifica también que: el técnico tiene la titulación académica, no está inhabilitado, está dado de alta en hacienda y la seguridad social y, muy importante, dispone de seguro de responsabilidad civil en vigor garantizando así el pago de posibles reclamaciones.

Garantía de seguridad jurídica.

La profesión de ingeniero técnico industrial está regulada y para poder ejercer la profesión es obligatoria la colegiación. La actuación de un ingeniero técnico industrial que no esté colegiado no será conforme a derecho, pudiéndose derivar de esa actuación irregular posibles consecuencias adversas para el cliente y responsabilidades civiles y/o administrativas para el técnico.

¿Qué aportan los colegios profesionales a la sociedad?

Los Colegios Profesionales aportan un valor añadido a la sociedad mediante el firme respaldo al colegiado y a la ciudadanía, actuando como intermediarios y nexo entre la Administración y el ciudadano, y ejerciendo un papel de vertebración social y garante del buen funcionamiento de la administración y de los derechos de los ciudadanos.

CONTROL PROFESIONAL Y PROTECCIÓN DE LOS CONSUMIDORES Y USUSARIOS.

Los Colegios Profesionales regulan el ejercicio profesional, velando por los derechos de los ciudadanos y evitando que éstos queden desprotegidos.

Se garantiza de esta forma el cumplimiento de la confidencialidad profesional, así como la protección de los ciudadanos al tener los Colegios Profesionales la potestad de sancionar y corregir disciplinariamente a sus colegiados para asegurar que el ejercicio de la profesión responda al interés general. Los Colegios Profesionales realizan un control independiente e imparcial de la actividad profesional que permite a la ciudadanía ejercer sus derechos con plenas garantías.

DEFENSA DE LAS PROFESIONES Y LUCHA CONTRA EL INTRUSISMO.

Los Colegios profesionales defienden el ejercicio profesional en sus distintas áreas y velan por los intereses de cada profesión y por el bienestar de sus profesionales en la ejecución de sus responsabilidades. Los Colegios Profesionales también ejercen una labor de vigilancia frente al intrusismo profesional, impidiendo la prestación de servicios profesionales a quienes no estén en condiciones de origen (titulación) o de ejercicio para prestarlos, actuando contra quienes pretenden ejercer una profesión sin la preparación exigida y evitando los problemas derivados de sus actuaciones.

GARANTÍA DE CALIDAD.

Los Colegios Profesionales velan por la formación continua y permanente de los colegiados y la actualización de conocimientos en cada profesión. En un mundo que está en continuo cambio debido a la globalización y a los avances tecnológicos y científicos, la formación continua es imprescindible para el desempeño de cualquier actividad laboral y los Colegios Profesionales trabajan para que las actuaciones de sus profesionales estén provistas de las garantías y rigurosidad que los usuarios demandan.

Archivados

Busca un profesional

Encuentra un profesional libre ejerciente

Activar Notificaciones OK No gracias